Flujo marrón en la menstruación: ¿por qué ocurre?


El ciclo menstrual es algo tan natural en la vida de la mujer como respirar, y se presenta a partir de los 10 y 14 años, finalizando entre los 40 y 55 años. Este ciclo sexual femenino tiene como finalidad preparar al útero para el embarazo, esto se ocurre gracias al desarrollo de los gametos femeninos y una serie de cambios fisiológicos que se producen cada mes.

La primera menstruación se conoce como menarquia, la cual ocurre durante la etapa de la pubertad y manifiesta que el cuerpo femenino ya se encuentra capacitado para que sus óvulos sean fecundados y dar origen a un cigoto que se transformará en un feto y posteriormente se convierte en un ser humano. A partir de este momento el ciclo menstrual ocurrirá mensualmente, pero hay algunos casos en donde la frecuencia y la cantidad del sangrado varían.

Flujos durante el ciclo menstrual

Todos sabemos que en el ciclo menstrual, las mujeres tienen un flujo constante de sangre y tejido muerto restante del óvulo no fecundado, acompañado con otros tejidos del endometrio para limpiar la zona íntima, el cual es, por obvias razones de color rojizo oscuro. Incluso, al finalizar menstruación es posible percibir algunas manchas de un tono más sutil, indicativos de que el ciclo está llegando a su fin.

Sin embargo, durante este no se presentan otras clases de flujos vaginales pues estos son indicativos de que algo más se encuentra sucediendo dentro del órgano femenino. Por ello, si observas que existe algún tipo de flujo durante el período, toma un momento para analizarlo y asistir con tu ginecólogo, de manera que evites cualquier complicación futura.

Es por ello que en este artículo hablaremos sobre los flujos de colación marrón durante el ciclo menstrual y qué significa su aparición.

Flujo vaginal marrón: ¿qué significa?

Uno de los flujos vaginales más comunes durante e incluso antes y después del ciclo menstrual es el de coloración marrón, ¿por qué razón sucede esto? Muy sencillo, esto se debe a restos de sangre que ya está seca, pero que aún se encuentra dentro del organismo femenino y el cuerpo intenta limpiar por sí mismo. Por lo que la aparición de flujo marrón durante la menstruación puede considerarse normal.

La sangres adquiere esta tonalidad oscura debido al proceso natural de oxidación, que ocurre cuando la sangre ya no es fresca, no se encuentra dentro de los vasos sanguíneos y a su vez entra en contacto con el aire. De manera que, mientras más tiempo permanezca la sangre, más oxidación tendrá y más marrón se verá.

Causas que generan el flujo marrón

Aunque es considerado como algo normal, si la presencia de flujo oscuro viene acompañado de molestias recurrentes y está presente por varios días puede deberse a distintas situaciones como las que verás a continuación.

1. Embarazos

En las mujeres que están iniciando su etapa de gestación es muy frecuente la presencia de un flujo de color rosado. Sin embargo la aparición de un líquido oscuro muy parecido a la menstruación puede indicar pérdida de sangre, la cual debe ser evaluado inmediatamente por un médico especialista ya que puede evidenciar un embarazo ectópico.

2. Ovulación

A muchas mujeres les ocurre que, entre los días 14 y 16 del último periodo, pueden experimentar la presencia de flujo de color marrón o café. Esto se debe a la expulsión de un óvulo maduro.

3. Trastornos emocionales

Cuando las mujeres se encuentran sometidas a altos niveles de estrés, el útero se estrecha, lo que hace que las células del endometrio retarden su desprendimiento. Esto origina la oxidación de la sangre y ocasiona la presencia de un flujo marrón.

4. Métodos anticonceptivos

Tanto los anticonceptivos orales como los implantes, pueden provocar alteraciones hormonales que repercuten en la aparición de un flujo oscuro. Esto se debe a la cantidad de hormonas que poseen.

5. Trastornos alimenticios

Una buena alimentación ayuda al organismo a tener buenas defensas para combatir enfermedades, si se tiene malos hábitos alimenticios la menstruación resulta afectada, pudiendo descontrolarse e inclusive desaparecer. El flujo marrón también puede presentarse debido a la falta de nutrientes.

6. Infecciones por transmisión sexual

La gonorrea y la clamidia pueden provocar degradación en el color de la sangre de la menstruación, volviéndola color café o marrón. Esto viene acompañado por otros malestares como olor fétido, dolor de vientre y fiebres altas.

7. Endometriosis

Pequeñas partes del tejido que recubre al útero crecen en otros órganos como las trompas de Falopio y los ovarios, ocasionando una endometriosis. Lo que produce un flujo oscuro y dolor intenso en la región pélvica.

8. Ovarios poliquísticos

Cuando se padece del síndrome del ovario poliquístico, uno de los síntomas es la evidencia de secreciones oscuras, que se producen debido a la presencia de sangre.

9. Cáncer de útero

Esto viene acompañado de una serie de síntomas más fuertes, como malestar, dolor e hinchazón en la zona íntima. Sin embargo, la presencia del flujo marrón constante puede también ser un indicativo de esta enfermedad.

10. Menopausia

Cuando llega la menopausia, el canal cervical se va estrechando debido a la disminución de los niveles de estrógenos, causando la aparición de un flujo marrón oscuro.

¿Cuándo es normal la presencia del flujo marrón?

El flujo normal es considerado como normal cuando, en su aparición, no ocasiona ningún malestar a la mujer, como en los siguientes casos.

1. En la adolescencia

Es común que luego de la primera menstruación, las adolescentes puedan presentar un flujo de color marrón. Esto se debe a que el organismo se está adaptando a este nuevo proceso, pero si esto viene acompañado con otros síntomas es necesario acudir al médico especialista pues puede presentar algún trastorno o enfermedad.

2. Luego de una relación sexual

Si el contacto íntimo viene acompañado de acciones un tanto bruscas, puede ocasionar la presencia de un pequeño sangrado oscuro. Igualmente ocurre por la falta de lubricación adecuada o por otros padecimientos como infecciones vaginales, pólipos en el cuello uterino, etc.

3. Antes y después de la menstruación

Este es el escenario más común de todos y se debe, como ya lo mencionamos, a la expulsión de la sangre seca oxidada retenida en el organismo.

4. Durante y después de la lactancia materna

Al finalizar el embarazo, la presencia de la menstruación suele darse poco a poco, hasta que vuelva a su ritmo regular. Algunas mujeres durante la etapa de amamantamiento pueden presentar un flujo marrón, lo cual se debe a la expulsión de restos de placenta y sangre acumulada.

Características asociadas al flujo marrón

El sangrado oscuro puede presentarse con las siguientes características y esto es indicativo de su gravedad o normalidad.

1. Consistencia arenosa

Si el fluido marrón tiene una textura arenosa significa que presenta tejidos endometriales. Esto es muy común en mujeres de cualquier edad y suele producirse unos días luego de la menstruación.

2. Con olor

Cuando el sangrado está acompañado de un olor fuerte, es indicación de la presencia de una infección. Así que mantén un ojo bien abierto a este síntoma.

3. Aspecto gelatinoso

La presencia de un flujo con aspecto gelatinoso puede ser señal de que existe un pólipo en el útero. Por precaución, acude a tu ginecólogo si este síntoma se presenta en tu caso.

4. Cremoso

Tiene un flujo con consistencia parecida a una crema, puede deberse a alguna infección o inflamación vaginal. Recuerda que la consistencia normal de los flujos es casi líquida y ligera.

¿Qué hacer entonces si tengo flujo vaginal marrón?

Lo principal es no alarmarte ni caer en desesperación, como ya mencionamos, este es un proceso natural del organismo íntimo y solo necesitas cambiar tus rutinas de aseo durante el ciclo menstrual. Pero eso sí, a lo que debes de estar atenta es al momento y las condiciones en que este flujo vaginal se presenta, ya que estos pueden ser indicativos de que algo más ocurre.

Por lo que es importante que estés atenta a la causa que lo originó. Por ejemplo, si se presentó luego de un encuentro sexual, ante o después del periodo menstrual o de controlarse con un método anticonceptivo, es considerado normal y pasará en un par de días. Pero si persiste por más tiempo puede ser indicio de algo más y si viene acompañado de un olor fétido y de dolor y/o picazón es hora de ir a un chequeo médico.

Consejos para evitar la aparición de este flujo

A pesar de que es considerado normal, no es completamente agradable ver un flujo marrón durante el período menstrual u otros días cualquieras del ciclo. Por lo que debes cambiar algunas cosas de tu rutina diaria.

1. Reduce las duchas vaginales

Puesto que su uso promueve la eliminación de las bacterias protectoras de la vagina, solo se recomienda la limpieza de la vulva con agua y un jabón de uso íntimo.

2. Mantener seca la zona íntima

Esto con la finalidad de evitar la aparición de bacterias, debido a que las mismas proliferan en ambientes húmedos.

3. Usar cremas o talcos vaginales sin olor

Los productos con olor para la zona íntima pueden provocar alteraciones en la flora vaginal por los químicos y compuestos que poseen.

4. Utilizar ropa interior de algodón

Esto con la finalidad de que la zona íntima pueda respirar y mantenerse fresca.

5. Evitar ropas ajustadas

Siguiendo con el consejo anterior, el uso de prendas más sueltas puede ayudar a evitar y reducir la aparición de irritaciones, inflamaciones, rozaduras o enrojecimiento en la zona íntima.

Conocer tu ciclo menstrual, evaluar tus cuidados íntimos, alimentación y salud en general puede ayudarte no solo a evitar o eliminar la aparición del flujo marrón durante la menstruación, sino a cuidar de tu zona íntima.

Leave a Reply

Il tuo indirizzo email non sarà pubblicato. I campi obbligatori sono contrassegnati *