Cómo tratar las petequias paso a paso: guía práctica


Las petequias son una afección de la piel que no suele ser muy importante pero que hay casos en los que pueden aparecer como señal de una enfermedad grave, por lo que hay que prestarles siempre atención para descubrir su origen y tratarlas lo antes posible. Hoy te mostramos cómo tratar las petequias y te damos toda la información necesaria para que puedas identificar esta afección de la piel.

Cualquier  problema que aparezca en la piel de los bebés siempre es importante, y es que no cabe duda que a los más pequeños hay que prestarles especial atención para resolver cualquier problema rápidamente.

Guía práctica para tratar las petequias

¿Qué son las petequias?

Se conoce como petequias a unos pequeños puntos rojos que son planos y puntiagudos y suelen medir menos de 2 mm de diámetro. Se pueden formar tanto en las membranas mucosas como en la piel de los bebés y pueden ser síntoma de diversas enfermedades que incluyen infecciones virales y bacterianas o incluso problemas más graves que afectan a la sangre.

Las petequias aparecen cuando los pequeños vasos sanguíneos que están bajo la piel sangran, y en cuanto las detectes es recomendable acudir de inmediato al pediatra para que pueda analizarlas y establecer si hay algo más grave detrás.

¿Cuáles son las causas de la aparición de las petequias?

  • Infecciones bacterianas como pueden ser meningococemia, endocarditis o escarlatina.
  • Infecciones virales como mononucleosis infecciosa, citomegalovirus o fiebres hemorrágicas, entre otras.
  • Infecciones por hongos.
  • Bajo número de plaquetas (trombocitopenia).
  • Infección de la sangre (sepsis).
  • Deficiencia de vitamina C (escorbuto).
  • Disfunción plaquetaria y trastornos relacionados con la coagulación de la sangre.
  • Trauma.
  • Alergias cutáneas y diversos problemas en la piel.
  • Ataques de tos.

¿Cuándo se debe acudir al pediatra por las petequias?

Ante cualquier petequia siempre es recomendable acudir al pediatra para que tu bebé reciba atención médica de inmediato ya que puede ser síntoma de algo grave. Es muy importante que sepas identificar otros síntomas que, acompañados de las petequias, deben hacerte activar todas las alarmas y acudir en busca de atención médica de inmediato:

  • Fiebre superior a 38ºC
  • Pulso anormal
  • Letargo
  • Hematomas inexplicables
  • Aumento del tamaño de las manchas

Tratamiento de las petequias

Para tratar las petequias es muy importante que sigas las recomendaciones médicas, ya que cada caso es diferente y el tratamiento dependerá de cuál es la causa que ha motivado su aparición. Por poner un ejemplo, las petequias que están originadas por infecciones bacterianas se suelen tratar con antibióticos, mientras que las que salen por infecciones virales suelen desaparecer en unas semanas sin necesidad de tomar o aplicar ningún producto.

Los pediatras aseguran que cuando no hay más síntomas que las propias petequias o su causa no es preocupante, no es necesario un tratamiento, aunque sí una vigilancia para asegurarse de que no empeora o aparecen síntomas más adelante. Eso sí, cuando hay un tratamiento, debe seguirse a rajatabla para resolver el problema lo antes posible. Hay que tener en cuenta que, aunque las petequias son rojas, cuando empiezan a desaparecer se suelen volver moradas.



Leave a Reply

Il tuo indirizzo email non sarà pubblicato. I campi obbligatori sono contrassegnati *