Cómo maquillarte si tienes arrugas


El paso del tiempo tiene varios efectos en las personas, uno de los más notorios sin duda la aparición de arrugas y el envejecimiento de la piel. Hoy te damos algunos consejos para que sepas maquillarte si tienes arrugas, sin duda un factor importante para mostrar tu piel maquillada y en el mejor estado posible.

Cuando tienes arrugas en el rostro y quieres disimularlas, el maquillaje será un excelente aliado para conseguirlo, especialmente si sabes cómo sacarle partido.

Consejos para maquillarte si tienes arrugas

  • Hidratación: las arrugas tienen mayor presencia cuando la piel está muy seca, por lo que es muy importante que tu piel esté siempre húmeda e hidratada. Antes de maquillarte utiliza algún humectante o crema hidratante acuosa.
  • Base de maquillaje: es muy importante que no te pases con la cantidad, ya que si pones demasiada puedes potenciar las arrugas en lugar de disimularlas. Aplica la base en zonas estratégicas, que en el caso de disimular arrugas serán el contorno de labios y las patas de gallo. Difumina ligeramente con una brocha o esponja.
  • Corrector: debes evitar poner demasiada cantidad en los surcos, ya que eso potenciaría las arrugas y crearía un efecto máscara bastante desagradable. Aplica el corrector en puntos estratégicos, como pueden ser en la ojera, en el entrecejo o en el contorno de labios, lo cual además potenciará posteriormente el color que te pongas. Utiliza las yemas de los dedos o una esponja humedecida para extender el corrector, siempre mediante toquecitos ligeros.
  • Polvos: en el caso de maquillarte si tienes arrugas, lo mejor es evitar los polvos, ya que secan el rostro y eso es precisamente todo lo contrario a lo que se necesita, que es un rostro húmedo tal y como comentamos en el primer punto.
  • Labios: en el contorno de labios suelen aparecer arruguitas, por lo que es una zona que hay que cuidar mucho a la hora de maquillarse. Hidrata muy bien la zona antes de aplicar el maquillaje, así evitarás que parezca que se cuartea, lo cual queda bastante feo.
  • Iluminador: aplica una pequeña cantidad en el hueso del pómulo y extiende por la zona con pequeños toquecitos. Lo que te quede en los dedos lo puedes poner en la punta de la nariz y el arco de cupido. Es recomendable evitar poner el iluminador en las patas de gallo, y utilizar preferiblemente un formato en crema y no en polvo.



Leave a Reply

Il tuo indirizzo email non sarà pubblicato. I campi obbligatori sono contrassegnati *