Cómo hacer un contorno de ojos casero


En este artículo encontrarás:

El contorno de ojos suele ser la zona del rostro donde tienden a formarse -y a aparecer- las primeras muestras del paso del tiempo. A medida que vamos cumpliendo años, la producción de colágeno por parte de nuestro cuerpo se ralentiza, algo que empieza a ocurrir alrededor de los 25 años de edad. De acuerdo a los expertos, lo más común es que esa reducción sea de en torno a un 1 por ciento, lo que hace que, en un comienzo, no sea tan visible, pero que a la larga -sobre todo cuando alcanzamos la década de los 40 años, o incluso un poco antes dependiendo de nuestro estilo de vida, genética y tipo de piel-, sí empieza a volverse muchísimo más evidente.

Al cansancio, la propia genética en sí, la falta de sueño y determinadas patologías o enfermedades subyacentes (efectivamente, existen afecciones que pueden ocasionar problemas visibles en esta zona del rostro), hacen que empiecen a formarse no solo incómodas y oscuras ojeras, sino también bolsas bajo los ojos y, con el paso de los años, también arrugas. Si, además, a eso le sumamos que esta parte del rostro suele verse directamente influida por la realización de un sinfín de expresiones a lo largo del día, el resultado es también la formación de líneas finas de expresión, como por ejemplo podría ser el caso de las habitual y popularmente conocidas patas de gallo.

Cómo hacer un contorno de ojos casero

Pero la culpa de todo ello no la tiene el hecho de que la evolución haya incidido directamente en esta zona. Para saber por qué las arrugas suelen mostrarse habitualmente primero en esta zona, es necesario conocer que la piel situada alrededor del contorno de los ojos se caracteriza por ser mucho más delgada. Por este motivo, esta área tiende a ser muy sensible, y necesita una mayor delicadeza, a la hora de cuidarla, y un mayor esmero a la hora de tratarla.

Además, la realidad es que, una vez aparecen las líneas de expresión y también las arrugas, lo más común es que reducirlas o eliminarlas se vuelva tremendamente complicado y difícil, a no ser que pasemos por la consulta de un cirujano plástico y nos sometamos a algún tipo de cirugía de rejuvenecimiento facial. Por suerte, prevenirlas sí es mucho más sencillo, al igual que disminuirlas o tratarlas para evitar que continúen formándose.

A todo ello debemos sumarle algo importantísimo, sobre lo que posiblemente ya te hayas percatado con anterioridad: los ojos suelen ser una de las características más destacadas del rostro de una persona, en particular cuando suelen ser grandes y prominentes, lo que hace que cualquier individuo tienda a fijarse en esta zona de inmediato. Por este motivo, no es solo esencial -si eres mujer- utilizar un buen maquillaje, sino que también es imprescindible mantener esta área de los ojos adecuadamente cuidada.

Esto significa que es esencial añadir nuestra rutina de cuidado de la piel regular y diaria también a la zona del contorno de los ojos, e integrar el uso y aplicación de una crema específicamente diseñada para su uso en esta delicada área del rostro. ¿Y por qué no es posible utilizar cualquier otra crema para la cara en esta zona? Fundamentalmente porque lo más probable es que pueda causar irritación o enrojecimiento cuando te la aplicas cerca de los ojos. Y lo que a su vez puede llegar a ser lo más importante: no contendrá en su formulación los ingredientes activos necesarios para actuar de forma específica y directa sobre esta área, no ayudando a prevenir o a tratar algunos de los problemas que comúnmente tanto le afectan, como son las ojeras o las bolsas bajo los ojos.

Aunque puedes ir a tu tienda de belleza favorita y buscar entre la increíble variedad de opciones que existen hoy en día en el mercado para encontrar tu crema para los ojos (lo que puede hacer que su elección sea tan complicada como difícil, en particular su tenemos en cuenta la gran diversidad de marcas, ingredientes, supuestas cualidades, posibles inconvenientes y, más aún, su precio), también es perfectamente posible experimentar con productos elaborados en casa con ingredientes cien por cien naturales, y aprender a hacer tu propio contorno de ojos casero. ¿Te animas a descubrirlos? Te proponemos en esta ocasión una receta básica, y también unas cuantas recetas de belleza para combinar y utilizar en tu rutina de cuidado de la piel diaria.

Receta básica de contorno de ojos casero

Si estás habitualmente agotada de tener un área del contorno de los ojos fatigada y con sensación cansada, con arrugas, línas finas de expresión y también la piel seca o reseca, esta crema de contorno de ojos casero puede serte de muchísima ayuda, no solo porque es tremendamente sencilla y simple de elaborar, sino porque en apenas unos pocos minutos la tendrás lista para usar / aplicar.

Se convierte, de hecho, en una opción excelente para iluminar la parte inferior de los ojos, al proporcionar no solo hidratación, sino también una mayor sensación de frescura.

Receta básica de contorno de ojos casero

Ingredientes: medio pepino y 1 cucharadita de vaselina.

Elaboración: Lava bien el pepino. Luego córtalo por la mitad y pon una de las mitades en una licuadora. Licúa bien hasta que esté perfectamente suave. Vierte ahora el pepino en un tazón o cuenco pequeño, añade la vaselina en la cantidad indicada, y mezcla de forma vigorosa para así conseguir una preparación lo más homogénea posible. Coloca ahora la preparación en un frasco de vidrio. Reserva en la nevera hasta que lo vayas a utilizar (se recomienda que, antes de aplicarlo, esté perfectamente frío, para conseguir los mejores resultados desinflamantes).

Aplicación: Únicamente debes limpiarte la piel de la cara primero. Luego, aplícalo con suavidad sobre el contorno de los ojos, incidiendo sobre todo en el área de debajo de los ojos, dando ligeros toques hasta que el producto se absorba por completo. Es aconsejable aplicarlo dos veces al día hasta que observes cierta mejoría. Para ello, se recomienda hacerlo por la mañana, con la cara limpia y después de haberte aplicado la crema de día, y por la tarde después de tu rutina de cuidado de la piel nocturna.

Descubre: Mejores contornos de ojos para mujeres de 60 años

Otras recetas de belleza ideales para el contorno de los ojos

Receta de crema de café para los ojos

Lo cierto es que el café, por su elevado contenido en cafeína, se convierte en un ingrediente natural tremendamente útil y recomendado a la hora de disminuir algunos de los principales signos de la edad que se forman en la zona situada alrededor de los ojos. ¿Sabes por qué? Fundamentalmente porque actúa estimulando la circulación sanguínea cuando lo aplicamos en el área de los ojos. Y no solo eso, también proporciona cualidades antioxidantes (gracias precisamente a que la cafeína posee un elevado contenido en ellos), lo que significa que, además, protege contra el daño ejercido por los radicales libres y reduce el riesgo de formación de arrugas.

Ingredientes: 14 g de aceite infundido con café, 7 g de aceite de jojoba, 7 g de aceite de semillas de rosa mosqueta, 20 g de manteca de karité, 20 g de manteca de cacao, 10 gotas de aceite esencial de lavanda y 5 gotas de aceite de vitamina E.

Elaboración: El primer paso es elaborar nuestro aceite infundido con café. ¿Cómo conseguirlo? Muy sencillo: muele en un molinillo de café, en forma gruesa, 3 cucharadas de granos de café enteros. Combínalos luego con 10 g de aceite de oliva a fuego lento, en una cazuela, durante 15 a 30 minutos. Una vez pasado el tiempo, cuela el aceite con la ayuda de una gasa. Ahora vamos a aprender a elaborar nuestra crema de café. Para ello calienta al microondas la manteca de karité y de cacao, hasta que se hayan derretido por completo. Añade el aceite infundido con café, el aceite de semillas de rosa mosqueta y el aceite de jojoba, y mezcla bien. Incorpora ahora el aceite esencial (te ayudará mucho en el proceso si utilizas una pipeta). Mezcla para combinar. Para terminar, añade la vitamina E y vierte en diferentes recipientes de vidrio con tapa.

Aplicación: Únicamente debes aplicarte esta crema con suavidad en la zona situada alrededor de los ojos, incidiendo con un suave masaje circular en el área de debajo de los ojos. Deja actuar hasta que se haya absorbido por completo.

Receta de crema de aceite de coco y vitamina E

El aceite de coco, no hay duda, se convierte en una auténtica maravilla natural cuando lo aplicamos sobre la piel, y dejamos actuar el tiempo suficiente como para ayudar a retener la humedad. Además, no solo nutre la piel desde el exterior, sino que también incluso actúa suavizando la piel, reduciendo o previniendo la formación de arrugas y líneas finas de expresión. Actúa, en definitiva, como un humectante natural, multivitamínico y antioxidante. Mientras que, la vitamina E, proporciona unas interesantísimas cualidades antioxidantes, útil para reducir la acción de los radicales libres, previniendo por tanto el envejecimiento prematuro y promover la curación natural.

Ingredientes: ½ taza de aceite de coco y 6 cápsulas de vitamina E.

Elaboración: Pon el aceite de coco en un tazón o cuenco pequeño, y calienta en el microondas durante 15-30 segundos, hasta que se haya derretido por completo. También, si lo deseas, puedes colocarlo en una cacerola pequeña, y calentarlo a fuego lento durante unos minutos hasta conseguir que se derrita en forma líquida. Vierte el aceite en un recipiente de vidrio con tapa. Haz agujeros en las cápsulas de vitamina E (te podrías ayudar de una aguja de cocer perfectamente limpia), y exprime el líquido de su interior en el aceite. Mezcla un poco, tapa y reserva en la nevera, hasta que nuestra receta de belleza se haya solidificado por completo.

Aplicación: Se recomienda aplicarlo especialmente por la noche, aplicando una pequeña cantidad de esta crema casera sobre todo debajo de los ojos. También se puede usar por la mañana, pero para ello es necesario dejar 10-15 minutos para que la piel pueda absorberla completamente, antes de aplicarte tu maquillaje. Por cierto, ¿sabías que esta crema también puede ser de enorme utilidad como desmaquillante de ojos?.

Lee también: Mejor contorno de ojos OCU

Receta de crema de ojos casera con manteca de karité e incienso

La manteca de karité es sumamente conocida por sus cualidades nutritivas y humectantes, convirtiéndose así en uno de los ingredientes naturales más interesantes y adecuados que existen a la hora de nutrir la piel. Por otro lado, el aceite esencial de incienso actúa fomentando la regeneración celular, mientras que el aceite de coco humecta y reduce, por tanto, la aparición / formación de arrugas.

Ingredientes: 30 g de gel de áloe vera puro, 30 g de manteca de karité, 30 g de aceite de coco, 10 gotas de aceite esencial de incienso y ½ cucharadita de vitamina E.

Elaboración: En un cuenco o tazón pequeño pon todos los ingredientes en las cantidades indicadas. Eso sí, en caso de que el aceite de coco y la manteca de karité estén muy sólidos, únicamente debes colocarlos primero en el microondas, y calentarlos suavemente durante 15-30 segundos, hasta que se hayan derretido por completo. Una vez hayamos mezclado bien todos los ingredientes, lo transferimos a un frasco de cristal. 

Aplicación: Es aconsejable utilizar esta crema de ojos tanto por la mañana como por la noche, aplicando en la zona alrededor de lo sojos.

Receta de crema de ojos con aceite de rosa mosqueta y cera de abejas

Sobre la mayoría de ingredientes naturales que utilizamos en la elaboración de esta crema ideal para el contorno de los ojos ya te hemos hablado en apartados anteriores, especialmente por sus cualidades nutritivas y humectantes. Aunque en esta ocasión también utilizamos un ingrediente nuevo: la cera de abejas, la cual previene la pérdida de humedad que, con el paso del tiempo, pueden causar arrugas. A su vez, el aceite de semilla de rosa mosqueta es tremendamente nutritivo, útil por tanto para el envejecimiento de la piel.

Ingredientes: 2 cucharadas de manteca de karité, 1 cucharadita de cera de abejas, 1 cucharada de aceite de coco, 1 cucharadita de aceite de rosa mosqueta, 4 gotas de aceite esencial de lavanda.

Elaboración: Recuerda que si el aceite de coco está solidificado únicamente debes colocar un poco en un tazón pequeño, y calentarlo al microondas durante unos pocos segundos, hasta que se haya derretido completamente. Luego combina todos los ingredientes en un frasco de cristal resistente al calor, excepto el aceite de semillas de rosa mosqueta y el aceite de lavanda. Coloca este frasco en el centro de una cazuela, y vierte agua hasta la mitad. Enciende el fuego y calienta a fuego medio, durante aproximadamente 5 minutos. Remueve el contenido del frasco de vez en cuando, para conseguir que todos los ingredientes se combinen. Tan pronto como los ingredientes se hayan derretido y combinado, retira -con cuidado de no quemarte- el frasco del agua caliente. Vierte ahora la mezcla en un frasco pequeño, y deja que se enfríe durante 5-10 minutos antes de añadir el aceite esencial de lavanda y el aceite de semillas de rosa mosqueta. 

Aplicación: Para aplicártelo únicamente debes utilizar una pequeña cantidad debajo del área de los ojos y debajo de la ceja, dejando actuar durante toda la noche.

Receta de pepino y agua de rosas

El pepino, como ya hemos visto, es ideal a la hora de desinflamar la zona situada alrededor de los ojos, gracias a que es rico en fitoquímicos y ácido ascórbico, los cuales ayudan a calmar, suavizar y tensar la piel. El agua de rosas, por otro lado, actúa suavizando la piel naturalmente.

Ingredientes: medio pepino y 28 g de agua de rosas.

Elaboración: Lava bien el pepino y córtalo por la mitad. Coloca una de las mitades en una licuadora, y licúa bien hasta que se forme una pasta suave. Viértelo en un tazón pequeño, añade el agua de rosas, y vuelve a mezclar bien. Ahora empapa almohadillas de algodón, exprimiendo el exceso y volviendo a remojar de nuevo; de esta manera conseguirás una absorción óptima. Guarda las almohadillas empapadas en una bolsa para congelar, y reserva en el congelador.

Aplicación: En primer lugar solo debes descongelar 2 almohadillas de algodón durante alrededor de 10 minutos, antes de cada uso. Es necesario que estén frías a la hora de aplicarlas, para conseguir reducir la hinchazón. Luego, sitúate cada almohadilla sobre los ojos cerrados, y deja actuar entre 10 a 15 minutos.

Lee además: Contornos de ojos Mercadona

Receta de contorno de ojos de agua de rosas y aceite de argán

Se trata nuevamente de una receta de belleza sumamente simple y fácil de elaborar, que se prepara con diferentes ingredientes naturales que tienden a incidir directamente en el cuidado y la protección de la piel situada en el contorno de los ojos. Por ejemplo, para su elaboración utilizamos agua de rosas, agua de azahar y aceite de argán. Todos estos ingredientes, de hecho, trabajan conjuntamente para disfrutar de una piel más hidratada, nutrida y protegida. El agua de rosas actúa purificando y suavizando la piel, el agua de azahar proporciona frescura, mientras que el aceite de argán es sumamente interesante a la hora de brindar una hidratación mucho más profunda a la piel.

Ingredientes: 1 cucharadita de agua de rosas, 1 cucharadita de agua de azahar y 2 cucharaditas de aceite de argán.

Elaboración: Solo tienes que poner todos los ingredientes -en las cantidades indicadas- en un frasco pequeño de vidrio, y mezcla bien hasta que se combinen. Luego, reserva en la nevera hasta que se haya enfriado por completo.

Aplicación: Remoja dos almohadillas de algodón en esta maravillosa mezcla, y colócalas sobre los ojos. Luego, recuéstate y relájate, mientras dejas actuar entre 10 a 15 minutos. La temperatura fría de las almohadillas ayudará naturalmente a la  hora de descongestionar el área de los ojos. Luego, una vez haya pasado el tiempo de aplicación recomendado, puedes optar por usar otras dos gotas de aceite de argán para masajear con suavidad la zona de alrededor de los ojos, con la ayuda de un movimiento circular. Se aconseja también añadir un poco de presión, para estimular la circulación sanguínea.

Receta de aceite de almendras y miel

El aceite de almendras es ideal a la hora de ayudar a suavizar y calmar la piel situada alrededor de los ojos, mientras que la miel es sumamente adecuada para nutrirla y calmarla. Combinados, ambos ingredientes se convierten en una receta de belleza excelente para la delicada zona situada en el contorno de los ojos. Eso sí, para obtener unos resultados mucho más rápidos, se recomienda aplicarlo dos veces por semana.

Ingredientes: 1 cucharadita de aceite de almendras y 1 cucharadita de miel cruda.

Elaboración: Únicamente debes combinar ambos ingredientes, en las cantidades indicadas, hasta que se mezclen y formen una pasta suave.

Aplicación: Aplica sobre la piel limpia, y deja actuar simplemente el tiempo que desees (lo recomendable es dejarlo durante al menos 15 minutos). Para terminar, enjuaga suavemente con un poco de agua tibia.

Receta de arcilla, limón y pepino

No hay duda que la arcilla puede hacer maravillas cuando la aplicamos sobre la piel, y la dejamos actuar durante algunos minutos. Lo mismo ocurre con el jugo de limón, que es capaz de actuar sobre las manchas de la piel, aclarándolas de manera total y completamente natural. Por otro lado, el pepino -como ya hemos visto- es ideal a la hora de desinflamar la zona situada alrededor de los ojos.

Ingredientes: 3 cucharaditas de pepino rallado, 1 cucharadita de crema de leche, 3 cucharaditas de arcilla y unas gotas de jugo de limón recién exprimido. 

Elaboración: Lava bien el pepino y corta algunos trozos. Luego rállalo bien y reserva. Parte el limón por la mitad y exprímelo para obtener su jugo. Ahora, simplemente pon todos los ingredientes en un cuenco o tazón pequeño, y reserva en la nevera hasta que se haya enfriado por completo.

Aplicación: Únicamente debes aplicarte esta maravillosa combinación de ingredientes. Si la mezcla está muy líquida, remoja dos almohadillas o discos de algodón, y aplícatelo debajo de los ojos, dejando actuar durante un mínimo de 20 minutos. ¿Lo mejor? Acostarte en un lugar cómodo, donde puedas relajarte y calmarte. Finalmente, retírate nuestra preparación casera con la ayuda de un poco de agua tibia.

Te interesa: Cómo cuidar el contorno de ojos

Receta de crema ideal para el contorno de los ojos con aceites esenciales puros

Los aceites esenciales, especialmente si son puros y orgánicos, proporcionan una increíble cantidad de beneficios cuando los aplicamos sobre la piel, gracias principalmente a su elevado contenido nutritivo (por ejemplo, la mayoría destacan por la alta presencia de vitaminas, en especial vitamina A y E, sumamente interesantes para el cuidado natural de la piel). En esta ocasión en concreto, vamos a aprender a preparar una maravillosa crema natural donde, de hecho, los aceites esenciales se convierten casi sin ninguna duda en los ingredientes estrella.

Por ejemplo, el aceite esencial de limón es ideal para limpiar y revitalizar la piel naturalmente; el aceite de lavanda actúa como un antibacteriano y suavizante natural; el aceite de semillas de albaricoque destaca por su elevado contenido en vitamina A y ácidos grasos naturales (como el ácido oleico y linoleico), el cual proporciona claridad y elasticidad; el aceite esencial de romero actúa como un antioxidante natural, aliviando las líneas de expresión y las arrugas; y el aceite esencial de geranio equilibra los aceites naturalmente presentes en la piel, curándola y reduciendo algunos problemas comunes, como la piel seca, el acné y el eccema.

Ingredientes: 5 gotas de aceite esencial de lavanda, 5 gotas de aceite esencial de romero, 3 gotas de aceite esencial de limón, 3 gotas de aceite de rosa mosqueta, ⅓ taza de aceite de albaricoque y ½ taza de manteca de karité.

Elaboración: En primer lugar debemos colocar la manteca de karité en un recipiente o cuenco, y debemos batirlo con la ayuda de una batirodra eléctrica, hasta que esté suave. Lentamente agrega el aceite de albaricoque, a la vez que continúas batiendo bien para evitar que se formen grumos. Para terminar, agrega el resto de aceite esenciales, y vuelve a batir de nuevo durante 1 a 2 minutos, hasta conseguir que se combinen y se mezclen bien. Luego, coloca esta maravillosa combinación en un frasco que puedas cerrar fácilmente, y reserva hasta su uso.

Aplicación: Únicamente debes aplicarte esta crema sobre la zona situada alrededor de los ojos, aplicando con un suave masaje hasta su completa absorción.

Receta de crema de aceite de coco, aceite de onagra y vitamina E

Sobre la vitamina E y el aceite de coco ya te hemos hablado en las ocasiones anteriores. De hecho, se convierten, como hemos visto, en dos ingredientes naturalmente esenciales cuando los aplicamos en la zona situada alrededor de los ojos, gracias a que proporcionan una serie de cualidades sumamente útiles y recomendadas. Además, el aceite de onagra es un aceite vegetal reconocido por sus propiedades antienvejecimiento, convirtiéndose también en una opción excelente a la hora de restaurar la piel a nivel celular, e igualar el tono.

Ingredientes: 2 cucharadas de aceite de coco, 1 cucharada de aceite de onagra y 1 cucharadita de aceite de vitamina E.

Elaboración: Pon el aceite de coco y el aceite de onagra en un recipiente de vidrio (resistente al calor). Coloca este frasco en el interior de una cacerola, y vierte agua en la cacerola hasta alcanzar la mitad del frasco. Luego pon al fuego y calienta a fuego, medio, hasta que ambos aceites se hayan derretido y calentado. Vierte la vitamina E, y mezcla un poco hasta que los ingredientes se vuelvan a combinar de nuevo. Retira y vierte en un frasco de cristal. Si deseas que esta preparación tenga algún tipo de aroma, puedes añadir unas gotitas de tu aceite esencial favorito justo en este momento. 

Aplicación: Solo debes ponerte un poco de esta crema alrededor del ojo. Eso sí, teniendo especial cuidado con que la crema no entre en el interior del ojo, ya que podría causar bastantes molestias.

Receta de crema de aceite de jojoba y albaricoque

El aceite de albaricoque se convierte en un ingrediente sumamente útil en cualquier crema natural para la piel, ya que proporciona un delicado aroma o fragancia a albaricoque que siempre es de agradecer. Mientras que, el aceite de jojoba, actúa proporcionando humedad a la piel, a la vez que fortalece los tejidos subyacentes.

Ingredientes: 3 cucharaditas de aceite de jojoba, 3 cucharaditas de aceite de albaricoque y 1 cucharadita de cera de abejas.

Elaboración: Pon todos los ingredientes, en las cantidades indicadas, en una cacerola pequeña, y calienta a fuego lento hasta que la mezcla se haya derretido por completo. Remueve de vez en cuando, para que los ingredientes se mezclen y combinen entre sí. Finalmente vierte en un frasco de cristal o vidrio limpio, y reserva hasta su uso.

Aplicación: Únicamente aplícate esta maravillosa e interesante crema natural sobre la zona de alrededor de los ojos, aplicando con la ayuda de un suave masaje, hasta su completa absorción.

Descubre: Cómo quitar las bolsas de los ojos

Receta de kiwi y yogur

Se convierte en una maravillosa combinación que ayuda naturalmente a la hora de reducir al máximo algunos de los principales problemas que habitualmente se asocian al envejecimiento prematuro y al cansancio, y que como de buen seguro sabrás, tienden a aparecer en la zona del contorno de ojos.

Ingredientes: ½ kiwi y 2 cucharadas de yogur.

Elaboración: Pela el kiwi, pártelo por la mitad y tritura bien una de las dos mitades. Agita bien el yogur, añade dos cucharadas a un cuenco pequeño, y añade el kiwi triturado. Luego, mezcla bien hasta obtener una pasta. Una vez elaborada, reserva en la nevera hasta que la pasta esté completamente fría.

Aplicación: Únicamente aplícate esta receta cuando la pasta se haya enfriado completamente (lo que maximizará sus beneficios desinflamantes), dejando actuar durante 10 minutos. Una vez haya pasado el tiempo de aplicación recomendado, enjuágate la piel con un poco de agua tibia.

Receta de aceites naturales para el contorno de los ojos

Además de cremas caseras, también es posible elaborar una combinación de aceites naturales ideales para el contorno de los ojos, que tendrían una consistencia similar a un sérum de aceite. En esta ocasión utilizaremos para el elaboración aceite esencial de rosa, con cualidades suavizantes y ligeramente aromáticas; aceite esencial de manzanilla, que destaca por su aroma y por sus propiedades calmantes; y aceite de jojoba, que como hemos visto, actúa naturalmente nutriendo la piel.

Ingredientes: 28 g de aceite de jojoba, 5 gotas de aceite esencial de rosa y 5 gotas de aceite esencial de manzanilla.

Elaboración: Lo cierto es que la preparación de este remedio casero es tan sencillo como simple. Solo tienes que poner todos los ingredientes en una botellita de vidrio con una tapa con gotero (lo que te ayudará enormemente a su aplicación / uso posterior), cierra y agita ligeramente hasta que los tres ingredientes se hayan combinado entre sí. Luego reserva hasta su uso.

Aplicación: Con la ayuda del gotero, aplícate una gota de este maravilloso aceite casero en un dedo, y alísalo con suavidad sobre la zona debajo del ojo y en el área situada justo debajo del hueso de la cesa. Deja actuar hasta que se haya absorbido por completo. Eso sí, no es aconsejable aplicarte este aceite directamente en los párpados, únicamente en la zona situada alrededor.

Receta de manteca de cacao y aceite de coco

La manteca de cacao se convierte en un ingrediente calmante y protector tremendamente útil para la piel. Por este motivo, es muy habitual encontrarlo como uno de los principales ingredientes en bálsamos labiales y protectores labiales, que comúnmente tendemos a usar durante los meses de otoño e invierno. En esta ocasión, lo combinamos con aceite de coco y vaselina; este último ingrediente proporciona la textura y consistencia necesarias para que se forme una especie de crema que, al final, facilitará enormemente su aplicación.

Ingredientes: 2 cucharadas de manteca de cacao, 2 cucharadas de vaselina y 2 cucharadas de aceite de coco.

Elaboración: Pon todos los ingredientes, en las cantidades indicadas en el apartado anterior, en un cuenco pequeño y calienta suavemente en el microondas, a intervalos de 15 segundos, removiendo de vez en cuando, hasta conseguir que se hayan derretido completamente. Mezcla un poco, y luego vierte en un recipiente de vidrio limpio, hasta dejar que se enfríe por completo.

Aplicación: Lo cierto es que esta preparación no es solo útil para la zona alrededor de los ojos. La puedes utilizar también en la zona de los labios, por lo que simplemente puedes ponerte un poco en la yema de los dedos y aplicarla en el lugar de elección.

Otros remedios caseros para el contorno de ojos tremendamente útiles

Además de elaborar tus propias cremas caseras en casa, es perfectamente posible seguir una serie de remedios caseros y naturales especialmente pensados para esta delicada zona del rostro, que se caracterizan fundamentalmente por algo esencial: no solo son efectivos, sino que, además, son tremendamente sencillos de elaborar y de seguir. De manera que solo necesitas unos pocos minutos, y algún que otro ingrediente de origen natural, para poder hacerlos en poco tiempo.

Bolsitas de té verde

Se trata posiblemente de uno de los remedios naturales más populares y conocidos. El té verde destaca por ser una bebida sumamente rica en antioxidantes naturales, los cuales funcionan a la perfección como tratamiento natural debajo de los ojos. También proporciona cafeína, que puede ser de bastante utilidad a la hora de calmar o reducir la inflamación cuando igualmente se aplica sobre las bolsas bajo los ojos.

Debido principalmente a su contenido en cafeína, es útil para proteger la piel de los diferentes estresores y contaminantes ambientales, y además, puede ser de utilidad a la hora de tensar y reafirmar la piel.

  • Cómo hacerlo: Solo tienes que preparar un té verde como habitualmente lo elaboras (si tienes por costumbre tomártelo). Para ello, pon dos bolsitas de té verde en un cazo con el equivalente a una taza de agua, y deja que se caliente hasta que alcance el punto de ebullición, pero sin llegar a hervir. Luego, apaga el fuego, tapa, y deja en reposo durante 30 minutos. Pasado este tiempo, sirve en una taza -incluyendo las bolsitas de té verde- y reserva en la nevera hasta que tanto las bolsitas como el líquido estén completamente frías.
  • Cómo aplicarlo: Ahora simplemente tienes que remojar unas almohadillas o discos de algodón en el té verde frío, o utilizar directamente las bolsas de té frío, en el área de los ojos.

Cubitos de hielo con café

El frío actúa activamente a la hora de desinflamar cualquier zona de la piel inflamada o hinchada, y esto incluye, evidentemente, la zona situada alrededor de los ojos, sobre todo el área inferior, donde habitualmente se forman las bolsas bajo los ojos. En este sentido, se ha demostrado que la cafeína tiende a estimular la circulación, y gracias a sus propiedades antioxidantes, puede ayudar muchísimo a reducir el riesgo de formación de arrugas. Además, es capaz de proteger contra el daño adicional ejercido por los radicales libres, que habitualmente se relacionan con la aparición de las primeras arrugas (sobre todo en el envejecimiento prematuro).

  • Cómo hacerlo: Únicamente tienes que preparar una cafetera como habitualmente haces. Y cuando el café haya salido, simplemente debes dejar que esté completamente frío. Luego, pon el café en un molde para hacer cubitos de hielo, y reserva en el congelador hasta que se hayan congelado completamente.
  • Cómo aplicarlo: Únicamente debes enfriar los párpados y la zona situada bajo los ojos, mientras el hielo actúa directamente contrayendo los vasos sanguíneos, iluminando la piel cansada y reduciendo la hinchazón. Eso sí, ten cuidado de no quemar la piel como consecuencia de la acción del frío.

Aceite de coco y aceite de oliva

Aunque como manifiestan muchos expertos, el aceite de coco no es eficaz a la hora de combatir las ojeras, sí puede convertirse en una opción natural muy útil cuando deseamos hidratar la piel seca situada debajo de los ojos, y también las líneas finas de expresión. Todo ello gracias a su elevadísima concentración de ácidos grasos de cadena pequeña, convirtiéndose así en una especie de ungüento natural maravilloso, capaz de reducir la inflamación y proporcionar una humedad adicional en esta necesitada zona del rostro.

Lo mismo ocurre con el aceite de oliva. Se convierte en un alimento nutricionalmente increíble, muy rico en vitaminas E y K. La vitamina E, por ejemplo, destaca por su enorme poder antioxidante, que puede actuar como hidratante y antienvejecimiento, al proteger contra el fotoenvejecimiento, minimizar la inflamación y promover la curación al ayudar en la regeneración natural. Mientras que, la vitamina K, ayudaría a evitar la aparición de arrugas asociadas al paso del tiempo. Por otro lado, es también eficaz a la hora de bloquear la humedad, reteniéndola. 

  • Cómo aplicar el aceite de coco: Para utilizar el aceite de coco simplemente debes limpiar bien la zona, y cuando esté completamente seca, aplicarte un poco de aceite coco puro en el área del contorno que desees tratar directamente con él. Eso sí, si observas que el aceite de coco se ha solidificado, simplemente debes dejarlo unos segundos en el microondas para poder utilizarlo.
  • Cómo aplicar el aceite de oliva: Simplemente tienes que ponerte un poco de aceite de oliva en las yemas de los dedos, y aplicártelo directamente sobre la zona situada alrededor de los ojos. 

Aceite de árnica

El aceite de árnica ha demostrado ser una formulación natural excelente a la hora de reducir o incluso evitar la formación de hematomas después de un golpe o una lesión. Y, efectivamente, pueden prevenir la formación de ese incómodo tinte azulado debajo de los ojos, el cual suele deberse habitualmente a la presencia de vasos sanguíneos dilatados. De hecho, si tienes niños pequeños en casa, es muy probable que en tu botiquín casero dispongas de algún producto natural con árnica para tratar pequeños golpes y lesiones.

Cómo aplicarlo: Únicamente debes ponerte un poco de aceite de árnica sobre la zona situada alrededor de los ojos, y aplicarlo en forma de masaje suave, incidiendo especialmente en el área de debajo del contorno, donde se forman las incómodas y molestas bolsas.

No te vayas sin haber leído: La alimentación más adecuada para la piel atópica



Leave a Reply

Il tuo indirizzo email non sarà pubblicato. I campi obbligatori sono contrassegnati *