5 Mejores serums antioxidantes


Un sérum facial se convierte en una opción tremendamente útil a la hora de completar cualquier rutina de la piel. Aunque es cierto que su elección y uso dependerá directamente de los diferentes ingredientes activos utilizados en su concentración, la realidad es que cualquier tipo de piel puede aprovecharse de la mayoría de sus beneficios y propiedades, ya que en la mayoría de las ocasiones es apto y no causa reacciones adversas.

Básicamente consisten en productos concebidos para su uso dentro de la rutina de cuidado de la piel, porque tienden a completarla al máximo. De hecho, aunque los dermatólogos coinciden en señalar que, efectivamente, se trata de una opción más que una obligación (es decir, no son indispensables), sí confirman que vale la pena dar el paso adicional que supone integrarlo en el régimen de belleza, puesto que hay que aplicarlo después del limpiador o del tónico facial, y antes del humectante o crema hidratante.

Como ya te hemos explicado en diferentes ocasiones, un sérum facial es una fórmula concentrada, que contiene una dosis mucho más grande y potente de ingredientes activos (en comparación, por ejemplo, con las cremas hidratantes) que ayudan a hidratar y nutrir la piel desde las capas más profundas. Pero como te hemos respondido en ¿El serum puede sustituir a la crema hidratante?, esto no significa que debamos tirar el humectante y sustituirlo por nuestro suero favorito. Al contrario, a la hora de obtener los mejores resultados, lo más adecuado siempre es incorporar un sérum facial y una crema hidratante diariamente, puesto que aunque están concebidos para proporcionar un impulso extra de hidratación, no están diseñados para convertirse en un paso de hidratación completo.

En el caso de un sérum antioxidante, como su propio nombre indica, nos encontramos ante un suero facial que proporciona cualidades antioxidantes, ya que ha sido especialmente formulado con ingredientes activos que poseen esta cualidad, entre muchos otros beneficios. 

No obstante, es cierto que existen tantas opciones disponibles en el mercado que escoger el más adecuado para nuestra piel puede acabar convirtiéndose en una tarea tan ardua como complicada. Sérum de vitamina C, con retinol, con ácido hialurónico… La clave está en encontrar solo aquel que nos ayude a cubrir las diferentes necesidades que tenga nuestra piel, y que nos ayude a cumplir con los objetivos que deseamos conseguir.

¿Y por qué deberías añadir un suero antioxidante en tu régimen de belleza? Se convierte, no hay duda, en una opción excelente y tremendamente útil a la hora de proteger la piel frente a la acción de los radicales libres, los cuales tienden a influir negativamente en la aparición del estrés oxidativo, y cuando existe una sobreproducción de estas moléculas inestables pueden incidir en la aparición de algunas de las principales señales del envejecimiento prematuro, como las líneas finas de expresión, arrugas y problemas relacionados con la hiperpigmentación (como, por ejemplo, podría ser el caso de la formación de manchas oscuras).

Pero, ¿por dónde empezar y qué sérum antioxidante deberíamos escoger? Para ayudarte en el proceso de elección, a continuación te ofrecemos una guía útil que te será de mucha ayuda en este sentido, donde analizaremos cuáles son los más adecuados en función de sus características, formulación, ingredientes activos y beneficios básicos. ¿Te animas a descubrirlos?. Escoger entre uno u otro no solo dependerá de las necesidades específicas que tenga tu piel, sino también tendrá que ver con tus propios gustos personales.

Serum con vitamina C de Nezeni Cosmetics

La marca Nezeni Cosmetics ha desarrollado un maravilloso sérum con vitamina C que se convierte en uno de nuestros sueros faciales favoritos, debido principalmente a que además de contener todo el poder de la vitamina C estable (la mejor opción a la hora de aprovecharnos de todas sus cualidades y beneficios), también dispone en su formulación de áloe vera y ácido hialurónico, entre muchos otros y que pasaremos a descubrir en las próximas líneas.

Es una opción excelente para rehidratar, redensificar y devolver la flexibilidad natural de la piel, así como su esplendor, ideal para integrar en cualquier rutina de cuidado de la piel en la que deseemos completar las cualidades rehidratantes de la crema humectante. Además, una de sus principales ventajas es que puede ser utilizado tanto por la mañana como por la noche, por lo que si la usamos dos veces al día conseguiremos incluso maximizar sus beneficios.

¿Y qué ingredientes encontramos en su formulación? A continuación pasamos a descubrírtelos:

  • Vitamina C estable. Se trata de un glucósido de vitamina C, con el que se consigue proporcionar absolutamente todas las vitaminas que brinda esta vitamina. La encontrarás en la lista de ingredientes bajo el nombre de ‘Ascorbyl Glucoside’, y ejerce una interesante función antioxidante, evitando el estrés oxidativo de la piel, además de poseer cualidades antienvejecimiento, rejuvenecedoras, iluminadoras y redensificadoras.
  • Ácido hialurónico. En esta ocasión nos encontramos ante un ácido hialurónico de alto peso molecular, el cual ha sido obtenido biotecnológicamente, y que proporciona cualidades hidratantes y protectoras, filmógenas y de relleno tanto de las líneas finas de expresión como las arrugas. También posee un precursor de ácido hialurónico, el cual brinda a la piel una acción tanto hidratante como reestructurante a nivel global, que va desde el estrato córneo hasta la capa basal. Es capaz, en definitiva, de atrapar las moléculas de agua en la superficie de la piel, reteniendo la humedad, e incluso es más rápido y más eficaz que el AH a la hora de hidratar la piel de forma casi inmediata.
  • Fucogel. Proporciona una hidratación prácticamente inmediata, y también se mantiene a largo plazo. Consiste en un polisacárido, especialmente rico en fructosa, el cual ha sido obtenido por biofermentación. Brinda cualidades humectantes sumamente interesantes, que ayudan a prolongar el efecto hidratante del producto, brindando un tacto mucho más suave de la piel.
  • Gel de áloe vera. De procedencia ecológica, es muy probable que ya conozcas algunos de los beneficios que brinda el gel de áloe vera, un maravilloso líquido mucilaginoso que se obtiene a partir de la pulpa de las hojas procedentes del áloe vera, y que brinda cualidades calmantes, antiinflamatorias, suavizantes e hidratantes. Por este motivo, se convierte en una opción excelente para quienes tienen la piel sensible.

Como te hemos mencionado en las líneas anteriores, aunque se puede utilizar una vez al día (preferiblemente integrándolo en la rutina de cuidado nocturna), también es posible aplicarlo dos veces al día, por lo que si lo hacemos de esta forma conseguiremos aprovecharnos al máximo de todas sus cualidades hidratantes y antioxidantes.

Principales ventajas del Sérum con vitamina C de Nezeni Cosmetics:

  • Alta concentración en vitamina C estable, ideal para disfrutar de todas sus cualidades hidratantes y antioxidantes.
  • También contiene en su formulación gel de áloe vera ecológico, fucogel y ácido hialurónico.
  • Ayuda a rehidratar, redensificar y devolver la flexibilidad natural de la piel.

No te pierdas: Por qué utilizar un sérum antioxidante

Suero de vitamina C para el rostro de ELBBUB

De manos de la marca ELBBUB nos llega un potentísimo suero de vitamina C ideal para aplicar directamente sobre la piel del rostro, que destaca principalmente por contar con un elevado contenido en esta vitamina. Concretamente, dispone de un 20 por ciento de contenido en vitamina C, la cual, como ya te hemos mencionado en diferentes ocasiones, proporciona excelentes beneficios antioxidantes, reduciendo al máximo la acción negativa de los radicales libres, y evitando a su vez el estrés oxidativo que tiende a relacionarse con el envejecimiento prematuro y también con la aparición de enfermedades crónicas.

Pero no solo dispone de vitamina C. También cuenta con vitamina E, que destaca igualmente como un principio activo con reconocida acción antioxidante, incluso igual de potente que la vitamina C.

Posee también ácido hialurónico, ideal para hidratar la piel activamente, al ayudar a atraer y retener toda la humedad presente en el ambiente, creando una especie de barrera hidratante útil para evitar la pérdida de agua, tan común en caso de tener la piel habitualmente seca o reseca.

Además de sus cualidades antioxidantes, también brinda un efecto antiedad, debido sobre todo a su contenido en ingredientes activos antiage, de manera que ayuda a suavizar las líneas finas de expresión y las arrugas, reduciendo incluso las manchas oscuras.

Se convierte, por tanto, en una opción ideal para cuidar la piel naturalmente, al reducir las arrugas, las líneas de expresión y las manchas que suelen surgir como consecuencia de la exposición solar y el paso de los años (manchas solares), ayudando por tanto a que la piel se sienta muchísimo más suave y, a su vez, se vea bastante más tersa y joven.

Se trata de una opción interesante para pieles secas o sensibles, gracias a que se encuentra perfectamente libre de parabenos, colorantes y otros productos químicos nocivos. En definitiva, es ideal para quienes desean disfrutar de un sérum antioxidante lleno de beneficios para la piel, ayudando a regenerarla e hidratarla de forma activa.

Para utilizarlo tan solo necesitas aplicar entre 2 a 3 gotas una vez a la semana después de la rutina de limpieza de la cara. Por tanto, a diferencia de otros sérums (que podrían ser usados cada día), la marca en esta ocasión recomienda usarla solo una vez por semana. Para aplicarlo, aconseja hacerlo mediante un suave masaje, cuando la piel todavía se encuentra húmeda (lo que ayudará a hidratarla todavía más si cabe), y mediante suaves golpecitos.

Principales ventajas del suero de vitamina C para el rostro de ELBBUB:

  • Alto contenido en vitamina C, una reconocidísima vitamina con cualidades antioxidantes. Concretamente, su fórmula dispone de un contenido en vitamina C que alcanza el 20 por ciento.
  • También posee vitamina E, de acción antioxidante.
  • Además de ácido hialurónico, que actúa hidratando la piel activamente desde el exterior, justo desde el mismo momento en que el sérum es aplicado.
  • Ayuda a proporcionar antioxidantes útiles para evitar el estrés oxidativo y reducir la acción nociva de los radicales libres.
  • Útil para conseguir una piel más joven y tersa, hidratada y suave, al actuar directamente sobre las líneas de expresión, las arrugas e incluso las manchas de la edad.
  • Ideal para pieles secas y sensibles, gracias a que no contiene productos químicos nocivos, parabenos y colorantes.
  • Puede ser utilizado por el día y por la noche, y aunque la marca aconseja usarlo una vez por semana, para disfrutar de sus cualidades al máximo puedes utilizarlo dos o tres veces a la semana.

Serúm facial bio con ácido hialurónico puro de Florence

Si buscas un sérum facial potente en lo que a sus cualidades antioxidantes se refiere, el desarrollado por la marca Florence se convierte posiblemente en uno de los más interesantes, además de constituirse como uno de los más valorados del mercado, con la mayoría de las opiniones positivas. Se trata de un sérum facial bio con ácido hialurónico puro (al cien por cien de procedencia orgánica), que además posee vitamina C y E, ambas de reconocida acción antioxidante.

Todos sus ingredientes son de procedencia vegana, de manera que brinda cualidades antiarrugas y antiedad, útil para reducir las líneas finas de expresión y las arrugas, y es adecuado incluso para la delicada zona del contorno de los ojos, porque no posee ingredientes que puedan ser irritantes. 

Entre sus ingredientes naturales, además del mencionado ácido hialurónico, la vitamina C y la vitamina E, contiene también aceite de jojoba y áloe vera, que penetra en las capas subcutáneas de la piel para proporcionar así una hidratación muchísimo más intensa y activa. Además, en combinación todos estos ingredientes activos son capaces de estimular la producción natural de colágeno, de forma que en poco tiempo podemos disfrutar de una piel joven y radiantemente bella.

Es una opción excelente incluso a la hora de refrescar la piel de manera casi prácticamente inmediata, sobre todo cuando se ha visto dañada por la acción del sol. Además, es interesante su aplicación sobre pieles maduras, dañadas y envejecidas, incluyendo las que suelen tener síntomas de cansancio. 

Principales ventajas del sérum facial bio de Florence:

  • Contiene ingredientes naturales de procedencia bio.
  • Útil para combatir las arrugas y las líneas finas producidas por el envejecimiento.
  • Ideal para reducir las conocidas como “patas de gallo”, gracias a que puede aplicarse sobre la delicada piel del contorno de los ojos.
  • Ayuda a reducir las cicatrices causadas por el acné.
  • Remueve las manchas oscuras causadas por el sol.
  • Puede estimular la producción de colágeno natural.
  • Gracias a su contenido en ácido hialurónico, puede tonificar e hidratar la piel activamente.

En resumidas cuentas, se convierte en una opción sumamente útil e interesante cuando deseamos proteger y rejuvenecer la piel gracias a su alto contenido en antioxidantes de origen natural. De hecho, no debemos olvidarnos que la vitamina E es capaz de acelerar la regeneración celular, mientras que la vitamina C va mucho más allá de ser un mero ingrediente activo con cualidades antioxidantes. Por lo que nos encontramos, posiblemente, ante uno de los sérums faciales más completos del mercado.

Sérum facial con retinol orgánico y ácido hialurónico de SatinNaturel

Galardonado como uno de los mejores productos cosméticos de este año, de manos de la marca SatinNaturel nos llega un sérum facial que se caracteriza principalmente por contener en su formulación dos ingredientes básicos: retinol y ácido hialurónico, ambos completamente naturales y de procedencia orgánica, además -también, de vitamina C y áloe vera.

Concretamente, su formulación dispone de un sistema al 3% de retinol de liberación sostenida, así como un complejo con un 25% de vitamina C, ayudando a mejorar la apariencia de la piel notablemente mientras dormimos, ya que al contener este derivado de la vitamina A, es tan esencial como imprescindible aplicarlo siempre por la noche, en la rutina de cuidado de la piel nocturna. 

Recuerda que el retinol ayuda a promover una superficie de la piel mucho más lisa, gracias a que acelera la renovación celular en la capa superior de la piel, además de estimular la producción natural de colágeno en las capas inferiores. No en vano, distintos estudios científicos han encontrado que el retinol -un derivado de la vitamina A- se convierte en un ingrediente activo sumamente interesante para contrarrestar muchos de los signos visibles del envejecimiento, al convertirse en un agente antienvejecimiento eficaz.

Además de vitamina C y áloe vera orgánico, también contiene otros dos ingredientes adecuados: aceite de argan y coco, que se combinan entre sí para mejorar notablemente sus beneficios sobre la piel.

Es una opción útil para proteger la piel frente a la acción de los radicales libres, estimulando la renovación celular en las capas superiores de la piel, disminuir la degradación o destrucción de colágeno (habitual y comúnmente relacionada con la edad), y además es adecuado para disminuir las manchas oscuras relacionadas con problemas de pigmentación.

¿Lo mejor de todo? SatinNaturel únicamente desarrolla cosmética natural orgánica y vegana, lo que significa que son ideales para todas aquellas personas que siguen un estilo de vida vegano, puesto que no solo contiene ingredientes de origen cien por cien natural, sino que todos y cada uno de sus productos no han sido testados ni probados en animales. De manera que se encuentra perfectamente libre de crueldad animal. Por otro lado, como el resto de productos desarrollado por la marca, su formulación no contiene parabenos, microplásticos ni sulfatos.

Principales ventajas del sérum facial con retinol orgánico de SatinNaturel:

  • Alto contenido en ingredientes de origen natural, la mayoría de procedencia orgánica (bio).
  • Contiene ácido hialurónico puro, vitamina C, retinol orgánico, aceite de argan y coco.
  • Protege la piel contra la acción de los radicales libres
  • Estimula la renovacíon celular en las capas superiores de la piel.
  • Disminuye la degradación del colágeno, estimulando además su producción y síntesis.
  • Reduce las manchas oscuras, evitando o previniendo problemas de pigmentación.
  • No contiene sulfatos, parabenos ni microplásticos.
  • Apto para veganos/as, porque además de contener únicamente ingredientes de origen natural, está libre de crueldad animal.

ISDIN Isdinceutics Flavo-C Ultraglican

Es muy posible que ya conozcas la prestigiosa marca ISDIN, y que incluso dispongas en el estante de tu baño de alguno de sus productos. En esta ocasión, dentro de su línea Isdinceutics nos encontramos con Flavo-C Ultraglican, un sérum facial con antioxidantes que también contiene proteoglicanos como uno de sus ingredientes activos más importantes e interesantes.

Viene en una solución en ampollas que destaca principalmente por contener en su interior una maravillosa y excelente combinación de ingredientes útiles para ayudar a la piel a recuperar -y a mantener- toda su luminosidad y brillo. De hecho, sus tres ingredientes principales tienden a complementarse y combinarse entre sí. 

Es el caso, por ejemplo, de la vitamina C, un potentísimo antioxidante útil para proteger a la piel del daño causado por los radicales libres, además de ayudar a activar la producción de colágeno y devolver su luminosidad natural. También posee ácido hialurónico, el cual rejuvenece la piel del rostro debido principalmente a su elevada capacidad de retener y unir el agua, consiguiendo con ello restablecer los distintos niveles de hidratación. Y, por último, nos encontramos con uno de los más curiosos: una combinación de proteoglicanos y pre-proteoglicanos útiles a la hora de mantener la hidratación de la piel, actuando directamente sobre las estructuras de sostén de la misma, al reforzarlos.

Una opción sin duda alguna excelente para quienes deseen proporcionar a la piel antioxidantes naturales, útiles para protegerla y, además, a la hora de luchar contra los principales signos del envejecimiento (como las arrugas, las líneas finas y las manchas), al actuar directamente sobre ellas, disminuyéndolas.

La marca aconseja utilizar el producto por la mañana, sobre la piel limpia y seca, habitualmente después de la aplicación del limpiador y del tónico facial. Se aconseja utilizar el contenido equivalente a la mitad de la ampolla, de manera que una misma ampolla te dará para dos aplicaciones. Eso sí, aunque se puede aplicar sobre la piel del rostro, cuello y escote, se debe evitar la zona del contorno de los ojos. A la hora de aplicarlo, se debe llevar a cabo mediante un ligero y suave masaje, para conseguir que el producto pueda ser absorbido completamente.

Principales ventajas de ISDIN Isdinceutics Flavo-C Ultraglican:

  • Contiene vitamina C, ácido hialurónico y ultraglicanos (proteoglicanos y pre-proteoglicanos).
  • Ayuda a reducir la acción de los radicales libres sobre la piel.
  • Restablece los niveles de hidratación natural de la piel.
  • Trata los principales signos del envejecimiento.
  • Activa la producción de colágeno.

¿Qué es un sérum antioxidante y qué beneficios ofrece su uso regular?

Como ya hemos visto, es cierto que aunque los sérums faciales no son del todo indispensables en una rutina de cuidado de la piel (de la misma manera que ocurre, todo hay que decirlo, con los tónicos faciales), sí ayudan a completarla e incluso a mejorarla al máximo, ya que pueden ser de enorme utilidad a la hora de ayudar a que el humectante funcione todavía mejor si cabe, y además proporcionamos a la piel una serie de ingredientes activos en elevadas concentraciones, de forma que con una mínima y pequeñísima aplicación estaremos disfrutando de todas las cualidades que nos brindan los ingredientes incluidos en su fórmula.

En el caso de un sérum antioxidante, no hay duda de que, como su propio nombre podría ayudar a indicar, nos encontramos ante un suero facial especialmente rico en ingredientes activos con cualidades antioxidantes. Pueden ser, es cierto, antioxidantes en sí mismos (como por ejemplo podría ser el caso de los polifenoles o la vitamina C), o bien incluir determinados principios que, además de otras cualidades y beneficios, aportan propiedades antioxidantes.

Y es que antioxidantes como la vitamina C no son solo beneficiosos para nuestro cuerpo cuando la consumimos, por ejemplo, a partir de los cítricos y otras frutas y vegetales que destacan principalmente por su alto contenido en esta. También son excelentes para la piel. No en vano, los propios dermatólogos tienden a elogiarlos e indican incluso que son imprescindibles para el régimen de cuidado de la piel de cada persona. Afirman, además, que un sérum antioxidante es imprescindible para cualquier rutina de cuidado de la piel, puesto que, como analizaremos en el siguiente apartado, estos compuestos activos son capaces de proteger la piel al reducir -y contrarrestar- la producción de los radicales libres, los cuales pueden atacar la piel de forma tremendamente negativa, al crear estrés oxidativo y dañar las células sanas cutáneas.

Son útiles no solo para proteger nuestra piel de esta acción tan negativa, sino que pueden ser incluso de enorme utilidad a la hora de ayudar a reducir problemas relacionados con la pigmentación, así como las líneas finas de expresión y las arrugas. Por tanto, ¿qué beneficios proporcionaría integrar un sérum facial antioxidante en nuestra rutina de cuidado de la piel?

1. Ayudan a proteger la piel frente a la acción de los radicales libres

Se trata, posiblemente, de uno de los beneficios más conocidos y populares de los radicales libres. Lo cierto es que estas moléculas juegan un papel curioso en nuestro organismo, ya que pueden ser beneficiosos o acabar siendo perjudiciales para la salud. ¿Sabías que nuestro cuerpo crea radicales libres a propósito con la finalidad de neutralizar virus y bacterias? Sin embargo, demasiada cantidad (esto es, una sobreproducción) acaba afectando a los lípidos, a las proteínas y al ADN, pudiendo desencadenar diferentes enfermedades.

Esto es debido principalmente a que los radicales libres son moléculas inestables y altamente reactivas, que poseen uno o más electrones no apareados. Para ganar estabilidad -y es precisamente aquí donde está el problema-, tienden a atacar moléculas que sí son estables, desencadenando una reacción que termina dañando las células sanas. Una vez que esa sobrecarga de radicales libres se encuentra en nuestro organismo, causa estrés oxidativo o un desequilibrio entre la propia producción de los radicales libres y la capacidad natural del cuerpo para desintoxicar o contrarrestar sus efectos más nocivos.

Por suerte, la inclusión de antioxidantes en el régimen de cuidado de la piel diario es de enorme utilidad a la hora de ayudarla a combatir mejor los radicales libres, a la vez que se recupera del estrés oxidativo.

2. Pueden ayudar a corregir los principales signos de la edad

El estrés oxidativo tiende a descomponer el colágeno, que se convierte en el elemento indispensable de unión que ayuda a que la piel se mantenga lo más tersa, firme y elástica posible. Aunque la producción natural de colágeno disminuye alrededor de un 1% cada año a partir de la década de los 20 años de edad, el estrés oxidativo puede influir de forma insidiosa. Además, dificulta el proceso de reparación natural de la piel, y puede acabar desencadenando inflamación.

Debido a ello, en la piel empiezan a surgir (incluso antes de tiempo) diferentes líneas de expresión y arrugas, así como brotes de acné y problemas relacionados con la pigmentación, como por ejemplo podría ser el caso de las manchas oscuras.

Sin embargo, al eliminar los radicales libres, los antioxidantes pueden ser de mucha ayuda al prevenir y corregir muchos de estos signos visibles del envejecimiento, brindando a la piel un brillo y un aspecto muchísimo más juvenil y saludable.

3. Pueden ser de utilidad a la hora de prevenir quemaduras solares (y daño solar)

Aunque los rayos ultravioleta son saludables para nuestro organismo en su justa medida (ya que nuestro organismo los utiliza para sintetizar y producir vitamina D), exponernos al sol sin la debida protección puede acabar haciendo más mal que bien. En el caso de los antioxidantes, es cierto que, por definición, proporcionan cualidades antiinflamatorias.

Entre otros interesantes aspectos, son capaces de disminuir la respuesta inflamatoria de la piel a los rayos nocivos del sol, por lo que pueden ser de enorme utilidad a la hora de protegernos contra el daño solar, evitar las quemaduras solares, y prevenir el fotoenvejecimiento (el envejecimiento prematuro causado por el sol).

4. Ayudan a que la piel pueda repararse a sí misma

¿Sabías que cuando la piel se encuentra inflamada no es capaz de activar su proceso natural de rejuvenecimiento? Los antioxidantes son especialmente interesantes en este sentido al reducir la inflamación, de manera que permiten que la piel pueda repararse a sí misma, y corregir los daños más visibles.

En el caso de la vitamina C, por ejemplo, también puede ayudar a estimular la producción y la síntesis del colágeno, que, como hemos visto, es indispensable para disfrutar de una piel mucho más joven, y con un mejor aspecto.

5. Pueden ser útiles para aclarar el tono de piel

Tanto los radicales libres como la exposición frecuente al sol pueden acabar desencadenando diferentes cambios en la producción de melanina de nuestra piel, ocasionando la aparición o formación de manchas oscuras, así como de un tono desigual.

Los antioxidantes actúan reduciendo el fotodaño causado por los rayos ultravioleta, pudiendo ayudar a prevenir que se produzcan pigmentaciones anormales de la piel. Es más, algunos antioxidantes como la vitamina C pueden actuar incluso como inhibidores de la tirosinasa, una enzima que estimula la producción de melanina.

6. Pueden ayudar a prevenir el cáncer de piel

Algunos antioxidantes naturales, como ocurre con las vitaminas A, C y E, proporcionan cualidades anticancerígenas, por lo que al proteger la piel frente a la acción de los rayos ultravioleta (y de los radicales libres producidos por el organismo naturalmente a consecuencia de la exposición solar), también pueden ser de mucha utilidad a la hora de prevenir el cáncer cutáneo.

¿Qué ingredientes antioxidantes encontrar en tu sérum?

Aunque muchos ingredientes poseen cualidades antioxidantes, no hay duda que siempre es mejor saber cuáles son los más potentes -y los más adecuados-, para no perder el tiempo y optar únicamente por aquellos sérums faciales en cuya composición (concretamente, en su listado de ingredientes) los contengan. Recuerda, eso sí, que en la lista de ingredientes de cualquier producto encontrarás primero los que aparecen en su fórmula en mayor cantidad, por lo que siempre debes escoger aquellos sueros que contengan antioxidantes entre los 6 primeros.

Por ello, una opción excelente es descubrir cuáles son algunos de los más interesantes, como por ejemplo los que pasamos a resumirte a continuación. Toma nota:

  • Vitamina C. Se convierte posiblemente en una de las vitaminas antioxidantes más conocidas y populares en cualquier rutina de belleza. Podemos encontrarla en forma de ácido L-ascórbico en muchos sérums faciales, y podríamos decir que se trata del antioxidante definitivo a la hora de contrarrestar los síntomas típicos en pieles opacas y cansadas. Es útil para hidratar y calmar la piel, y al igual que lo hace el retinol (un ingrediente activo derivado de la vitamina A), es capaz de aumentar la producción de colágeno con la finalidad de tensar las líneas finas de expresión, y suavizar la textura y la piel desigual. No obstante, se sabe que después de entre 6 a 8 semanas de uso diario, la vitamina C es capaz de reducir la hiperpigmentación y las manchas oscuras, aclarando la tonalidad de la piel en general.
  • Extracto de té verde. Esta bebida es una auténtica maravillosa cuando la consumimos internamente, pero lo cierto es que también brinda cualidades excelentes para la piel del rostro. Está repleto de polifenoles que no solo tienden a eliminar los radicales libres, sino que también pueden ser de enorme utilidad a la hora de acelerar la cicatrización de las heridas al funcionar como un antiinflamatorio natural. También brinda cualidades calmantes, por lo que es una opción útil cuando tenemos algún tipo de afección cutánea como rosácea o psoriasis, o bien piel sensible o incluso problemas relacionados con el acné.
  • Vitamina E. Junto con la vitamina C, se convierte en otra de las vitaminas más conocidas -y reconocidas- por sus cualidades y beneficios antioxidantes. También conocida bajo el nombre de tocoferol, se convierte en un maravilloso antiinflamatorio de origen natural que actúa como un escudo potente contra la acción de los radicales libres y el envejecimiento prematuro. Ayuda, por ejemplo, a la hora de mantener una piel muchísimo más suave y flexible, indispensable para, entre otros aspectos, prevenir la formación de cicatrices.
  • Vitamina A. Se trata de otra vitamina con cualidades antioxidantes, aunque es cierto que tiende a ser menos conocida en este sentido. Se trata de un ingrediente activo que, en realidad, viene a ser prácticamente lo mismo que el retinol (de hecho, el retinol consiste básicamente en vitamina A concentrada). Ayuda a suavizar las líneas finas de expresión a la vez que rellena las arrugas, desvanece las cicatrices y las manchas oscuras, puede ser de mucha utilidad para reducir el acné de manera drástica, y suaviza los parches ásperos cutáneos y las protuberancias. Puesto que puede acabar siendo ligeramente irritante, sobre todo al principio y en particular en pieles sensibles y reactivas, es aconsejable aplicarlo únicamente por la noche. Además, estimula la producción de colágeno y combate el daño de los radicales libres, por lo que al acelerar la renovación celular puede ser de mucha ayuda para reducir los signos más visibles del envejecimiento, con efectos tanto inmediatos como a largo plazo.

También existen otros ingredientes activos con cualidades antioxidantes igual de interesantes y útiles como los anteriores. Es el caso, por ejemplo, del resveratrol, un compuesto de origen químico que encontramos principalmente en las pieles de frutas como bayas y uvas (así como en el té, en el vino tinto y en los cacahuetes), y que consiste en una sustancia antimicrobiana que las plantas producen naturalmente con la finalidad de protegerse de la contaminación ambiental, la intensa radiación ultravioleta y las infecciones. En este sentido, algunos estudios han mostrado que puede ser muy interesante a la hora de combatir el cáncer cutáneo, al aumentar la actividad de las mitocondrias, conocidas habitualmente como la “potencia” de las células, promoviendo con ello una vida celular mucho más larga.

La niacinamida es otro de esos ingredientes que no podría faltar en nuestro sérum antioxidante. Conocida también como vitamina B3, se convierte en un poderosísimo antioxidante natural capaz de mejorar tanto la textura como el tono de la piel, además de proporcionar propiedades antiinflamatorias, disminuir los problemas relacionados con la hiperpigmentación y reducir las líneas finas y las arrugas. Es adecuada para prácticamente cualquier tipo de piel, y en muchas ocasiones suele ser utilizada para el tratamiento de los brotes de acné o la rosácea.

Cuando te hablábamos del extracto de té verde te mencionábamos a los polifenoles como uno de sus compuestos antioxidantes más interesantes. Y con razón. Y es que consisten en unos compuestos antioxidantes que posee propiedades inmunomoduladoras, antiinflamatorias y antioxidantes, siendo de enorme utilidad a la hora de prevenir y evitar el fotodaño causado por los rayos ultravioleta. No en vano, los estudios que se han publicado hasta el momento han mostrado que el uso tópico de ingredientes ricos en polifenoles pueden ser de cierta ayuda a la hora de mejorar la defensa natural de nuestra piel frente a la acción del estrés oxidativo, pudiendo inhibir el cáncer cutáneo y prevenir el envejecimiento prematuro de la piel.

La coenzima Q10 es otro de esos ingredientes con cualidades antioxidantes que podríamos encontrar en nuestro sérum facial favorito. Conocida también bajo el nombre de ubiquinona, consiste en una sustancia natural que, al igual que el colágeno, la elastina o el ácido hialurónico, tiende a disminuir lentamente en nuestro cuerpo, lo que tiende a hacernos más susceptibles al fotoenvejecimiento y a la formación de arrugas y líneas finas de expresión. En este aspecto, la investigación ha mostrado que podría ser capaz de ayudar a combatir la mayor parte del daño causado por los radicales libres, manteniendo las células de la piel perfectamente saludables. Se trata de un compuesto que la piel puede absorber rápida y fácilmente, y que además actúa estimulando la producción de colágeno, lo que a su vez mejora tanto la textura de la piel como su elasticidad.

Los flavonoides son un antioxidante que encontramos también en el té verde (y en el té negro), y que pueden ayudar a reducir el estrés oxidativo, la inflamación y presentan cierto potencial a la hora de tratar la rosácea. Se ha demostrado que son capaces de absorber la luz ultravioleta y modular las vías de señalización que influyen en la función celular, previniendo el fotodaño y el fotoenvejecimiento. También pueden actuar reduciendo la degradación del colágeno, inhibiendo el cáncer de piel y retrasando el envejecimiento prematuro.

Y terminamos con otro de los ingredientes antioxidantes igual de interesante: el glutatión. Consiste en un poderosísimo antioxidante natural, útil para la protección de órganos vitales y la reparación celular. Es adecuado a la hora de desintoxicar la piel y reducir la aparición de las arrugas, disfrutando con ello de una piel mucho más flexible y suave.



Leave a Reply

Il tuo indirizzo email non sarà pubblicato. I campi obbligatori sono contrassegnati *